Archivo de la etiqueta: MANCHAS SENILES

MANCHAS EN LA CARA: IMPORTANCIA DEL DIAGNÓSTICO PARA UN TRATAMIENTO EFECTIVO

A menudo aparecen manchas en nuestro rostro, un problema estético que baja nuestra autoestima y ante el que buscamos una solución muchas veces de forma PRECIPITADA

Hay muchos tipos de manchas,  por lo que el éxito de su tratamiento depende de la efectividad de su diagnóstico. Es trascendental detectar cuál es el tipo de mancha que se ha originado en nuestro rostro para desarrollar el tratamiento adecuado.

En la red de franquicias de estética avanzada BODYSILUET tratamos manchas seniles y solares. Es decir, manchas provocadas por el paso del tiempo y por una exposición indebida al sol. Si tienes alguna duda, acude a tu centro BODYSILUET más cercano y te haremos un diagnóstico gratuito. Y si así lo consideramos te remitiremos al dermatólogo.

 

A continuación, os transcribo un artículo de Sergio Vañó Galván, dermatólogo del Hospital Universitario Ramón y Cajal en Madrid. En él refleja la importancia del diagnóstico en un problema de manchas faciales, da las claves para aprender a reconocerlas  y saber cómo debemos actuar.

 

Las manchas en la cara pueden reflejar desde una patología banal y sencilla de tratar como los léntigos solares, hasta una forma de cáncer de piel agresivo como el melanoma. En este artículo el dermatólogo Sergio Vañó nos da las claves para aprender a reconocerlas y saber como debemos actuar.

Una de las consultas más frecuentes en Dermatología es la aparición de “manchas en la cara”, especialmente en las mujeres. Bajo este diagnóstico general, podemos encontrarnos desde lesiones banales sin importancia (léntigos solares,) hasta un cáncer de piel agresivo (melanoma), pasando por pigmentaciones de origen hormonal (melasma). A menudo el paciente acude en busca de un rápido tratamiento de estas lesiones, sin conocer la potencial relevancia médica de sus “manchas”. Será fundamental realizar un correcto diagnóstico para seleccionar la mejor alternativa terapéutica en cada caso.

¿CUÁLES SON LAS PRINCIPALES MANCHAS EN LA CARA?

Las más comunes: LÉNTIGOS SOLARES Y QUERATOSIS SEBORREICAS

Los léntigos solares o “manchas solares” son lesiones planas, marrones, circulares y habitualmente de pequeño tamaño, que aparecen en zonas expuestas al sol a partir de los 35-40 años. Este tipo de lesiones no supone ningún riesgo para la salud y habitualmente pueden tratarse de forma efectiva con excelente resultado estético con láser de pigmento Q-Switched. La mejor forma de prevenir la aparición de léntigos solares es utilizando crema protectora solar de forma habitual.
Las queratosis seborreicas aparecen como pequeñas placas pigmentadas costrosas, de aspecto verrucoso, pudiendo adoptar una pigmentación desde marrón claro hasta negra. Son lesiones banales, muy frecuentes en ancianos, tanto en la cara como en otras zonas corporales. Pueden tratarse de forma efectiva congelando las lesiones mediante crioterapia (spray de nitrógeno).

La pigmentación difusa de aparición en mujeres: MELASMA

El melasma o “cloasma” (también llamado “paño del embarazo”) consiste en una patología meramente estética en la que aparece una pigmentación marronácea difusa en diferentes zonas de la cara de las mujeres (frente, mejillas, área del bigote). Las hormonas femeninas estimulan la aparición de melasma, por ello es típico que aparezca a raíz de un embarazo o de un tratamiento con anticonceptivos orales. El melasma es muy sensible a la radiación ultravioleta, de tal forma que la mancha empeora mucho con la exposición solar. Los tratamientos disponibles frente al melasma tienen una efectividad limitada. Aunque hay pacientes en los que se consigue una mejoría importante, existen casos de melasma muy complejos de tratar y en los que es difícil conseguir un aclaramiento total. Desde el punto de vista terapéutico, la medida más importante es la protección solar estricta, utilizando fotoprotectores durante todo el año y evitando la exposición solar directa en verano. A esta medida podemos añadir tratamiento con fórmulas despigmentantes tópicas y en pacientes seleccionados podemos realizar diferentes sesiones de láser. No obstante, al contrario que los léntigos solares, el melasma no es una patología que presente una respuesta espectacular al láser, y de hecho el tratamiento debe ser realizado en centros especializados, pues puede incluso hacer empeorar el melasma si la sesión de láser es demasiado intensiva.

El melasma suele aparecer en mujeres en la frente, mejillas y zona del bigote a raíz del embarazo o tratamientos anticonceptivos. La medida terapéutica más importante será evitar de forma estricta la exposición al sol

La más grave: MELANOMA

Debemos concienciarnos de que una simple mancha en la cara puede suponer una patología grave que ponga en riesgo la vida del paciente. Suena duro, pero es la realidad. Afortunadamente, la gran mayoría de las formas de cáncer de piel tienen porcentajes muy elevados de curación realizando un diagnóstico precoz.

El melanoma facial (llamado “léntigo maligno”) aparece habitualmente en ancianos en forma de una mancha asimétrica, irregular, con varios colores y de tamaño grande (es decir, con las características ABCD de las lesiones cutáneas malignas: Asimetría, Borde irregular, varios Colores y Diámetro grande). Cualquier lesión que cumpla estas características debe ser valorada por un dermatólogo para su correcto diagnóstico. El tratamiento de cualquier forma de melanoma es la cirugía. Ésta es la razón por la que este tipo de lesiones deben ser valoradas por un especialista, para evitar que un melanoma sea manejado de forma incorrecta mediante cremas despigmentantes o tratamientos láser, lo cual retrasa el diagnóstico y empeora el pronóstico.

Otras muchas posibilidades

La piel de la cara puede mostrar otra serie de lesiones como pueden ser las telangiectasias (“venitas” rojas), queratosis actínicas (manchas rojizas o marrones que presentan escamas en su superficie), quistes de milio (pequeños quistes blanquecinos, habitualmente en la zona cercana a los párpados), así como diferentes tipos de tumores tanto benignos como malignos.

¿CÓMO PODEMOS DIFERENCIARLAS?
Esta labor corresponde al dermatólogo. Cualquier tipo de mancha en la cara debe ser valorada por un especialista para realizar un correcto diagnóstico. 

  • En general, cuando aparecen múltiples manchas marrones claras en frente, mejillas y dorso de manos en personas mayores de 50 años, se tratará de léntigos solares.
  • Cuando observemos una pigmentación marrón difusa en frente, mejillas y zona del bigote en una mujer joven, que toma anticonceptivos o si está embarazada, probablemente se trate de un melasma.
  • El melanoma facial suele aparecer en personas mayores como una mancha irregular, de varios colores y que crece progresivamente a lo largo de años.

 Cuando un paciente presente cualquier tipo de lesión cutánea facial que haya crecido de forma importante, debe consultar con el médico, ya que diferentes formas de precancerosis y cáncer de piel pueden manifestarse así. Nuevamente, es importante recordar que el principal factor pronóstico del cáncer de piel es realizar un diagnóstico precoz.

 

Anuncios

Deja un comentario

Archivado bajo CONSEJO DEL MES, TRATAMIENTOS

¿CÓMO QUITAR LAS MANCHAS DE MI ROSTRO?

Las manchas de la piel aparecen frecuentemente en el rostro, generalmente en mujeres. Se presentan como zonas más oscuras afectando a la estética y bajando la autoestima de aquellas personas que las padecen. Como se viene diciendo “la piel tiene memoria” y lo que hagas mal ahora lo pagarás después.

Las causas de este problema tan común suelen ser muchas y variadas: cambios hormonales (en el embarazo, en la menopausia), efectos secundarios de pastillas anticonceptivas, una mala alimentación, una irregular circulación de la sangre… pero las dos causas más frecuentes son la edad y una exposición indebida al sol. Un grave error que cometemos a menudo es proteger estas manchas sólo en verano, el sol del invierno también ocasiona un gran daño sobre la piel por  lo que los cuidados deben prolongarse a lo largo de todo el año.

Existen varios tratamientos que ayudan a desaparecer esas manchas o las mejoran notablemente.  Hoy te hablaremos de los tratamientos más efectivos que ofrece BODYSILUET para este tipo de problema:

 FOTOREJUVENECIMIENTO:

Éste, es un tratamiento facial indicado para corregir imperfecciones en la textura cutánea. Sus principales beneficios son la reducción de rojeces, manchas, cicatrices y poros presentes en rostro, cuello y escote. Mediante la aplicación de luz pulsada sobre los tejidos, conseguimos crear nuevas fibras de colágeno y elastina. Esta regeneración de colágeno y elastina proporciona resultados visibles en pocas sesiones.

 FOTODESPIGMENTACIÓN:

El tratamiento de fotodespigmentación es una fototerapia para reducir hiperpigmentaciones (aparición de manchas solares y manchas de la edad) que oscurecen el tono cutáneo en la zona del rostro, escote y manos. Su acción se basa en la aplicación de luz pulsada sobre los tejidos, incidiendo sobre el pigmento de la mancha para que ésta sea difuminada y eliminada.

Además,  puedes recurrir a algún tipo de remedio casero que te permita mejorar todavía más los resultados del tratamiento al que te sometas.  Por ejemplo, la cebolla es un ingrediente natural que actúa contra las manchas, frotándote cada día sobre las manchas con una rodaja notarás mejoría sobre aquellas manchas que te han aparecido a causa de la edad.

El jugo del limón también es una buena opción. Exprimes un limón y aplicas el juego sobre las manchas con la ayuda de un pincel, sin retirarlo aplicas una capa de miel y lo dejas reposar 20 minutos. Posteriormente aclaras con abundante agua.

El vinagre y el agua oxigenada también son ingredientes naturales que pueden ayudarte a la mejoría de tus manchas.

Deja un comentario

Archivado bajo CONSEJO DEL MES, TRATAMIENTOS